#1: De Facebook y otras cosas…

El año pasado empecé hablando sobre hacerse de metas y tratar de cumplirlas. Bueno, aunque no logré bajar mi porcentaje de grasa como quería, sí logré ahorrar para el viaje que me propuse. Y aunque no he viajado por trabajo, los planes siguen y la plata ya está. Así que en resumen, ha sido un buen año, lleno de muchas lecciones aprendidas. Este 2015 que inicia, tengo algunos planes nuevos de los que pronto les comentaré, pero dentro de mis metas de este año, está retomar este blog que tanto quiero y que sin lugar a duda representa un des-estrés para mi. Creo que durante los años, ha tenido temas increíblemente variados por ser un blog personal, reflejando lo que estoy viviendo en esos momentos, pero por ajetreos de la vida lo había descuidado un poco. Aunque prometo hacer mínimo un post a la semana 🙂

Empecemos…

Cosas del 2014. Siempre me han encantado los retos, me considero una persona que no se conforma y se incomoda cuando se encuentra en una posición donde la monotonía o la costumbre es  común denominador. Es normal que tengamos miedo a tomar grandes retos, la incertidumbre siempre se encuentra latente. Por esa razón, no esperemos mucho y empecemos con pequeños retos que inclusive nos puedan servir para tener una buena conversación sobre el por qué decidiste hacerlo. Por ejemplo, a mediados de Noviembre decidí darme unas vacaciones del Facebook, desactivé mi cuenta personal, borré la aplicación del celular y me hice el propósito de descubrir, sin Facebook, en qué otra cosa invertiría los minutos que antes dedicaba a pasar con el dedo por ese «newsfeed». Otra meta, que se me ocurrió estando en mi cuarto viendo tele ahora en diciembre, es que, realmente la gran mayoría del tiempo que estoy en mi cuarto, tengo el televisor encendido; muchas veces dedicado 100% a verlo como ocio, otras veces sólo necesito tenerlo en el fondo sonando mientras hago otras cosas, como acomodar, lavarme los dientes, etc. Así que me hice otra proposición, a no ser que de verdad quiera sentarme a disfrutar 1 o 2 horas máximo de televisión, no lo encendería. ¿Qué otras opciones hay? Radio, iTunes, Spotify, vos decides.

Adiccion al Facebook

No quiero decir que vayan todos a cerrar sus Facebook’s y a apagar el televisor, pero sí que busquen esas pequeñas mañas en las invierten minutos valiosos de sus vidas, que tal vez podrían sacar mayor provecho. Para algunos será el Whatsapp, para otros el Instagram, para otros el periódico, para otros los video juegos, para otras el Pinterest, en fin, esas cosas que cuando sumas esos minutos se convierten en horas que no aprovechaste. Una muy buena regla para escoger algo que hacer, es preguntarse: ¿Esto me ayuda a ser mejor o a crecer como ser humano? Claro no siempre aplica, hay que llevar un equilibrio y de vez en cuando es NECESARIO un buen tiempo de ocio, pero mi punto aquí son esas mañas «hormiga» que pensamos que son pequeñitas y sin peligro, pero haciendo cabeza, son horas y horas que podríamos aprovechar.

Bueno, les cuento que en casi 2 meses de no tener Facebook activo, he visto lo siguiente: Cuando me siento a comer no saco el celular. Es divertido ser el único en la mesa sin el celular en la mano, pero me incentiva a realizar conversación con los demás comensales, y que delicioso es hablar con alguien sin estar siendo interrumpido por un celular. Cuando estoy trabajando y necesito esos 5minutos de distracción me levanto y voy al baño, tomo agua en la cocina, hablo con algún compañero en lugar de «ver el Facebook». Curiosamente y algo que no me esperaba, la batería de mi teléfono mejoró enormemente, parece ser que la aplicación, por lo menos de iOs, consume cantidades industriales de energía de la batería. ¿Me ha hecho falta? La verdad no mucha. ¿Lo volveré a abrir? Probablemente sí, cuando le vea un verdadero beneficio, por el momento me gusta ser de esos pocos que «No tienen».

Frase de la semana:

El Facebook se convirtió en el equivalente moderno de ir a abrir la puerta de la refri cada 20minutos y esperar ver algo nuevo.

Por cierto, y lo último para no molestarlos más. Esta semana me topé con una sorpresa super agradable, el comunicador y gurú de las redes sociales Gorileo, está redactando un «correo» semanal con un resumen de links interesantes. Se los recomiendo ampliamente. Los dos Links que compartió la semana ante pasada, son ejemplos de anuncios publicitarios, exclusivos para medios digitales (no pasaron por televisión, radio, en fin medios tradicionales), con excelente calidad y mensaje. Uno de Kolbi, y otro de Monge. Se los dejo abajo, esperemos ver más creatividad como esa, diferente que te saca una sonrisa y que hace algo bueno por los demás.

Hasta la próxima 😀

Links | foto | Correo del viernes

Comenzar el año con metas

Todos tenemos metas para los años nuevos, pero lo que más cuesta es seguirlas y cumplirlas. Ya sea que queramos bajar de peso, hacer un ahorro, aprender algún oficio o ser mejor en algo. Lo más importante no son las metas sino los objetivos.

Ojos de Dinero

Una meta sin objetivos claros y medibles se vuelve sólo un sueño. Agarremos esta semana para listar nuestras metas y ponernos objetivos para lograrlo, con fechas. Y así podemos medir con forme pase el tiempo que tan cerca estamos para lograrlo o no.

Un buen consejo es conseguir un compañero de meta, y poderse comparar o competir en ella, esto motiva a continuar con ella. Así para antes que termine el 2014, podrás ver los frutos de haberlo alcanzado.

Algunos ejemplos de desafíos para este año son:

  1. Ahorrar $1400 en un año. ¿Cómo lo logro? Agarra el número de la semana del año y ahorra el monto que corresponde. Semana 1, $1. Semana 2, $2… Semana 42, $42. Al final del año tendrás un excelente ahorro para lo que quieras hacer, viajar, comprar, etc.
  2. Organizar tu casa. Cada semana con una tarea específica para tener la casa perfecta a final de año.
  3. 52 semanas de cocinar distinto. Para aquellos con dotes de chef.
  4. Por último, un listado de 52 cosas distintas para aprender en 52 semanas.

Yo como metas tengo: bajar mi porcentaje de grasa corporal y hacer un buen ahorro para viajar a final de año. Y de fijo lo logro 😀

Ahí me cuentan cómo les va a ustedes. Saludos.

¡Feliz Año 2013!

A minutos de terminar el año calendario 2012, les quiero desear un feliz año nuevo. 🙂 Espero que este año que viene les traiga a todos muchas bendiciones y cosas buenas.

2013

Los dejo con un consejo para este 2013.

No se estanquen, no se conformen.

Sigan estudiando, o vayan por esa nueva carrera o pos grado. Busquen obtener ese ascenso que siempre han querido. Juéguesela con el negocio propio. Termine su bachillerato. Mándese con ese préstamo para su casa o su carrito. Recupere la relación con sus amigos o sus familiares. Luche por llevar la relación con su pareja a otro nivel. Pónganse metas y luchen por cumplirlas, ojalá que las metas sean a corto o mediano plazo, y que puedan medir su progreso.

Lo más malo que puede pasar es que llegue el 2014 y que se den cuenta que están en el mismo lugar, en la misma posición, en el mismo empleo, con las mismas relaciones o peor aún, con menos amigos. Por eso, por favor, no se estanquen, no se conformen. Que el 2014, puedan dar gracias por todo lo que lograron.

De nuevo, bendiciones y que disfruten este fin de año al lado de la gente que los quiere.

2012

Bueno, se pasó rápido el 2011, pocas veces se me ha ido volando tan rápido un año. Y llegamos a enero, un mes donde la mayoría nos proponemos metas para el año que empieza.

Creo que a pesar de todo, el 2011 fue un año bueno, lleno de oportunidades y de experiencias nuevas, salgo feliz por haber conocido personas que te llenan el alma de buenas vibras, agradecido con Dios porque a pesar de haber visto mi vida pasar frente a mi en segundos estoy vivo y porque aunque nos alejemos de Él, siempre está esperando que volvamos los ojos hacia su cara.

Entro en este 2012, recordando que soy humano y como tal cometo errores, pero que lo importante es aprender de ellos y tratar de dejarlos a atrás, todo es un proceso y el reconocerlo ayuda a crecer. Con ánimos de que lo que viene será bueno, y aunque no tenga a mi lado a gente que quiero, siguen estando en mi corazón y mente donde sea que vaya.

2012, no sé que me deparas, o tu, 2013 o 2014 o tus consecuentes descendientes, pero confío que todo al fin y al cabo viene a bien.

Gracias a los que leen este blog, les deseo un año lleno de éxitos y prosperidad. Recuerden amar con todas sus fuerzas a su gente porque nunca sabremos, cuando, no estarán. Y recuerden que los cambios como meta, no deben ser para nadie más que uno mismo.

Bless

20120104-204639.jpg